Mes: marzo 2009

Buenos productos para la limpieza de la cara

La limpieza facial es un aspecto importantísimo de la higiende y cuidado diario de la cara, mucho más que la hidratación, ya que la hidratación puede aportarse en gran parte desde dentro, mientras que la limpieza ha de hacerse principalmente desde fuera.
Los que siguen son unos productos que a mí personalmente me parecen muy recomendables.

Vapor facial de Hauschka

Vapor facial de Hauschka (100ml)Este preparado líquido a base de extractos vegetales, está pensado para abrir el poro, favorecer la limpieza profunda y para potenciar las defensas naturales de la piel.
Es un líquido oscuro, puede quedar poso en el fondo, por lo que se debe agitar antes de usar.
Aplicación: Se deben mezclar dos cucharadas del extracto con medio litro de agua hirviendo para hacer una sauna facial con el vapor resultante (Entre 5 y 10 minutos). Si no tenéis un dispositivo de sauna facial podéis hacerlo con una olla y una toalla, al modo tradicional. El vapor además deja la piel perfectamente receptiva para la aplicación de una mascarilla.
El precio de la botella suele ser de 24,5€

Crema de limpieza facial de Hauschka

Crema del limpieza facial de HauschkaHauschka tiene un producto fantástico para sustituir los jabones en la limpieza facial. Esta crema se hace con harina y aceite de almendras y extractos vegetales.
Tiene una textura grumosa y ligeramente áspera. La harina favorece una limpieza mecánica (muy suave, no irritaría ni la piel más sensible) y el aceite le da un acabazo algo hidratado.
Aplicación: Se debe poner una nuez en la palma de la mano, añadir unas gotas de agua y emulsionar con el dedo, se aplica frotando suavemente la pasta con movimientos circulares con ambas manos desde el centro hacia afuera, empezando por la frete, presionando suavemente, se aclara con agua tibia y se repite. No sirve como desmaquillante.
El precio del tubo está sobre los 15,5€.

Exfoliante de Anne Marie Borlind

Crema exfoliante de BorlindEsta crema exfoliante es una maravilla. Al contrario que otros peelings faciales (como el durísimo exfoliante de Clean and Clear), limpia en profundidad sin irritar ya que las partículas duras de esta crema son muy suaves. Los que tengáis una piel sensible y hayáis tenido malas experiencias con este tipo de productos podéis probar éste.
Aplicación:Se aplica como cualquier exfoliante, sobre la cara mojada (preferentemente con agua caliente) frotando la crema contra la piel. Se aclara con agua tibia. Las pieles mixtas o grasas agradecerán un último aclarado con agua fría para cerrar el poro.
El precio está sobre los 25,9€.

Arcilla en tubo de Sakai

Arcilla en tubo de SakaiLa arcilla verde es la que se usa para aplicaciones externas. Puede comprarse en polvo y entonces sale más barata, pero os hablaré de esta porque viene ya mezclada con agua de manantial, lista para usar, en un envase de tubo. Es muy cómoda de usar y muy limpia (de otro modo se ha de preparar el potingue). Este preparado tiene otras propiedades (cicatrizante, antiinflamatorio, etc…) pero aquí hablamos de usarlo como mascarilla. Por un lado, la arcilla tiene propiedades nutritivas y antibacterianas. Por otro, al secarse se contrae proporcionando un efecto drenante sobre todo el sistema vascular y linfático de la piel. En el mismo proceso, absorbe las impurezas arrastrándolas hacia fuera. La efectividad de este producto no debe menospreciarse. Su capacidad de purificación es tal que a veces pueden aparecer granitos después de las primeras aplicaciones. Este efecto se debe a que está saliendo a la superficie una carga tóxica interiorizada. A medida que la piel esté más limpia este efecto desaparecerá.
Aplicación:Se debe aplicar sobre la cara ya limpia. En una capa uniforme no muy gruesa respetando el contorno de los ojos y los labios. Es preferible (aunque no imprescindible) que se seque al sol, ya que el calor mantendrá el poro abierto y al secarse más rápido el efecto drenante será más pronuncioado. Para retirarla, mojaos la cara con agua tibia para volver a ablandar la arcilla y enjuagadla concienzudamente con agua tibia y la ayuda de una esponjita facial.
El precio del envase de 100gr suele estar sobre los 3,5€ y el de 380gr sobre los 7,5€.

Esponjita facial

Son unas esponjas porosas, normalmente planas y redondas. Al contacto con el agua se expanden. En algunos sitios las llaman hidrofílicas.
La textura de estas esponjas es muy útil en todas las etapas de la limpieza facial:
Esponjita facial de Borlind

  • La aplicación de los productos de limpieza (como jabones o cremas limpiadoras), es más efectiva ya que aprovecha el ligero efecto exfoliante de su textura rugosa.
  • El aclarado es también mucho más efectivo (sobretodo a la hora de retirar una mascarilla de arcilla, aceleran mucho el proceso). Si os aclaráis la cara con agua solamente y luego lo probáis con una de estas esponjas notaréis la diferencia que se aprecia en la textura de la piel.
  • El secado de la cara antes de aplicar el tónico es mucho más limpio y efectivo con estas esponjitas, ya que son mucho más absorbentes que las toallas y se escurren muy bien.

Las hay de colorines lo cual me parece un punto en contra por el uso de colorantes. A parte de eso, no sé qué criterios de calidad pueden tener estas esponjas. Yo utilizo las de Borlind.
El precio de la que yo compré era de 3,5€ (venían 2).

Para acabar, un último consejo: lavaos la cara por la mañana y por la noche: por la mañana porque durante la noche la piel se limpia desde dentro y exterioriza la suciedad que ha asimilado y por la noche porque así eliminaremos la suciedad acumulada durante el día. Y utilizad una esponja de tipo desmaquilladora aunque no os maquilléis, son el mejor modo de retirar toda la suciedad y los productos usados para la limpeza.

Guía de cuidado facial para los que empezáis

Cuando yo empecé a interesarme por la cosmética me pareció increíblemente complicado.

– Quiero una crema para la cara.
– ¿De día o de noche?
– Mmmm… De días frios, que es cuando me la noto reseca.
– ¿Tienes la piel seca?
– Mm… sí, ahora mismo sí.
– ¿Pero no siempre? Ya, sí, veo que tienes una piel mixta.
– ¿Ah si?
– Sí, necesitas una crema de día ligera, mejor un gel. Este te iría bien, además el tónico es muy ligero y te calmará la irritación.
– ¿Tónico? ¿Gel? Pero yo quería una crema, una simple crema hidratante.

Con el tiempo, fui descubriendo cómo se clasifican los productos y qué papel juega cada uno. Lo que viene es lo que me habría gustado que alguien me contase de buen principio.

Aclaración preliminar: palabras como crema, gel o serum hacen refencia a la textura del producto, no a su función.

 

Las fases y productos del cuidado facial

El cuidado de la cara tiene dos grandes aspectos: la limpieza y el tratamiento. Se deben realizar dos veces al día (mañana y noche).

  1. El cuidado de la mañana perepara la piel para las agresiones del día
  2. El cuidado de la noche prepara la piel para la regeración y deintoxicación que lleva a cabo naturalmente durante el sueño.

 

Fase de limpieza:

Esta es la etapa más importante. Hay pieles que no necesitan tratamiento y la hidratación puede proporcionarse interiormente, pero todas necesitan limpieza y sólo puede hacerse desde fuera.

Primero (en algunos casos): Se elimina el maquillaje (si lo hay) con una crema desmaquilladora.

Segundo (imprescindible): Se limpia la cara con un jabón, gel o crema limpiadora.

Tercero (opcional): Se hace un segundo tratamiento de limpieza más profundo con vapor y/o mascarilla o exfoliante…). No se realiza en cada limpieza, en función de la piel y el tratamiento, esto se hace entre 1 y 3 veces por semana.

Cuarto (imprescindible): Se aplica el tónico facial. El tónico es un producto pensado para penetrar en la piel limpia y desprotegida después de la limpieza y tratarla a la vez que cierra el poro. En el mercado, no siempre se les llama tónicos: cuando es líquido y fresco se le llama tónico, cuando es más espeso e hidratante a veces se le llama serum. Algunos productos con la denominación gel también puede cumplir la función de tónico. También veréis que los tónicos pueden estar especializados (pieles sensibles, pieles grasas, etc…)

 

Fase de tratamiento:

La fase de tratamiento le da a la piel herramientas extras para utilizar en su protección y regeneración.

Quinto (opcional): se aplica un tratamiento espcífico: las ampollas antiarrugas, las perlas regeneradoras, los serumes antiestrés, etc… suelen ser productos que vienen en envases muy pequeños y muy caros. Por supuesto, no todo el mundo los usa y cuando lo hacen, la aplicación no suele ser rutinaria: o se aplican sólo algunas veces por semana o se aplcian dirariamente durante un corto período de tiempo. En algunos casos, estos productos se aplican en lugar del tónico o de la crema de noche.

Sexto (opcional pero preferible): Se aplica la crema o el aceite. La crema tiene la función de hidratar desde fuera la piel y hacer de defensa frente a las agresiones externas (maquillaje, polución, sol, sequedad, frío) Algunas líneas cosméticas tienen versiones de día (más especializadas en la protección y más ligeras) y de noche (más especializadas en potenciar los mecanismos regeneradores de la piel, que se expresan más durante el sueño, y más grasientas). Los aceites son menos comunes, pero en cosmética natural se usan (normalmente en lugar de la crema de noche). La crema de día me parece más importante que la de noche, ya que nuestra piel está expuesta a muchas agresiones. Durante el verano, es muy importante usar una crema con protección solar (no sólo cuando tomamos el sol, sino siempre)

Alerta primaveral: Vitamina C para la Alergia

Este cambio de estación promete ser complicado ¿Estáis buscando opciones para libraros de la rinitis alérgica?

Rinitis alérgica

Una cosa sencilla que podéis intentar sin supervisión es probar la suplementación con vitamina C. Es mucho lo que se conoce popularmente de esta vitamina, pero a mucha gente le sorprenderá saber que tiene una excelente acción antialérgica a dosis altas o sostenidas (bajo supervisión, se llegan a dar hasta 50gr de esta vitamina). ¡Y sin la somnolencia típica de los antihistamínicos!

Os recomiendo hacer la prueba ya que aunque no a todo el mundo le soluciona el problema, a muchas personas les da muy buenos resultados. Yo misma hace más de un año que tomo 1gr diario y en todo este tiempo sólo he tenido una crisis leve (y eso que tengo dos gatos que están cambiando el pelo ahora mismo, vivo cerca de un bosque de pinos y están haciendo obras debajo de mi casa). De todos modos, dado que la vitamina C es tan importante para tantos procesos de nuestro organismo tomar un supelmento durante un mes os hará bien en cualquier caso, incluso si no os ayuda en el tema de la alergia.

Buscad un producto que la tenga en forma de ésterC (ascorbato en vez de ácido ascórbico), preferentemente de 500mg.

Probad con una dosis de 1gr diario durante dos semanas (una cápsula por la mañana y otra por la noche). Si no mejora, aumentad la dosis hasta los 3gr diarios durante dos semanas más (dos cápsulas, tres veces al día). Si pasadas las cuatro semanas no notáis mejoría, podéis suspender la suplementación o acudir a un profesional para que supervise un tratamiento con dosis más elevadas o complementado con otras herramientas terapéuticas.

Otra terapia que da buenos resultados es la homeopatía. Pero para obtener un buen tratamiento deberéis consultar a un profesional.

Foto: “Connor Peter Edward Thompson” de Stiickler

Índice Glicémico (Parte 2): Cómo tenerlo en cuenta para mejorar nuestra alimentación

Como decíamos en la primera parte, el índice glicémico nos da una orientación de la cantidad de glucosa que el alimento va a aportar a nuestro organismo (no la cantidad que tiene, sino la que vamos a aprovechar).

Ahora vamos a ocuparnos de cómo utilizar los índices glicémicos para mejorar nuestra alimentación.

Cómo interpretar el IG:

Cuanto más alto es el IG, mayor impacto tendrá en los niveles de insulina. Por lo tanto, cuanto más alto, peor:

  • IG 51-115: Alto.
  • IG 36-50: Medio.
  • IG 0-35: Bajo.

Cómo saber el índice glicémico de un alimento

Existen tablas en las que se puede consultar. La que yo utilizo más (y de hecho ya recomendé en otro post, es ésta. Fijáos en que tiene, además de la lista organizada por Altro, Medio y Bajo, un buscador.

Tened en cuenta que no podréis saber el IG de los alimentos precocinados o preparados ya que aunque pongan los ingredientes no suelen poner las cantidades. Este es uno de los muchos motivos para tratar de evitarlos y elaborar vuestra propia comida tanto como sea posible.

Combinar alimentos según el IG

Debemos distinguir los alimentos vegetales de los animales. Los alimentos animales tienen casi siempre un IG bajo porque contienen poca glucosa. En los vegetales, en cambio, un IG bajo se debe normalmente a que contiene una gran cantidad de fibra. Eso implica que ese alimento rico en fibra no sólo aportará poca glucosa, sino que además nos brindará los beneficios de la fibra.
Por este motivo es recomendable incluir en cada comida un alimento de IG bajo de origen vegetal

Al combinar los alimentos para una comida, lo ideal sería combinar alimentos de IG bajo si vais a utilizar también alimentos de IG alto. Las legumbres, algunos cereales integrales y las hortalizas de hoja verde tienen un bajo IG y muy versátiles en la cocina, por lo que son buenos elementos para equilibrar los platos.

Por qué los alimentos integrales son mejores para la salud.

pan integralVarios pacientes me han dicho, al aconsejarles consumir los alimentos integrales “¡Pero si voy muy bien al lavabo!” y ciertamente la publicidad etimula esa idea. Pero los beneficios de los alimentos integrales frente a los refinados van mucho más allá la mejora del tránsito intestinal y no sólo son recomendables para las personas con problemas de estreñimiento.

NOTA: los alimentos integrales son aquellos que conservan todas sus partes. Sea plica sobretodo a los cereales que no se han descascarillado. La cáscara de los cereales es la parte que contiene más fibra y más minerales pero también es la parte donde se depositan los pesticidas, herbicidas, insecticidas, abonos, lluvias contaminadas y todo lo que se eche a los cultivos. Así que no vale la pena comprar productos integrales si no son ecológicos ya que es probable que tengan una gran carga tóxica.

Veamos los varios beneficios que aportan los alimentos integrales en comparación con los refinados:

  • Son más ricos en nutrientes: al eliminar la fibra se eliminan otros micronutrientes que se encuentran en la misma porción eliminada del vegetal. Por ejemplo, al eliminar la cáscara de los cereales, perdemos la mayor parte de las vitaminas del grupo B y de los minerales. Al eliminar la pulpa de la naranja al filtrar un zumo, perdemos la mayor parte de los flavonoides que ayudarían a aprovechar mejor la vitamina C.
  • Ayudan a limpiar el sistema digestivo: Como son más ricos en fibra y no podemos digerirla, ésta hace todo el trayecto intestinal sin ser absovida, actuando como esponja: absorbe agua que es lo que hace que las heces están más lubricadas y sean más fáciles de evacuar, pero también absorbe una parte de las sustancia tóxicas que contenían los alimentos ingeridos (metales pesados, carcinógenos, insecticida, medicamentos, etc…) que de otro modo podrían llegar a la sangre, y arrastra consigo restos de otras digestiones que de otro modo pueden pasar mucho tiempo “pululando” por el sistema digestivo.
  • Ayudan a regular los niveles de azúcar en sangre: la fibra también absorbe parte de la glucosa de la comida, evitando que sea absorbida. No sólo la que tiene el alimento integral, sino también una parte de la de los otros alimentos ingeridos en esa comida. Ya hemso visto en otro artículo por qué mantener baja la absorción de glucosa es una buena idea.
  • Ayudan a regular el colsterol: la fibra también absorbe colesterol (el de los alimentos de esa comida y el que el cuerpo ha vertido en el intestino junto a la bilis), así evita que al menos una parte sea absorbido y ayuda por lo tanto a controlar sus niveles sanguíneos.

Leer el resto del artículo »

Por qué consumimos demasiada glucosa y por qué es un problema grave

La glucosa es nuestra principal fuente de energía. Podemos obtenerla también de las grasas y las proteínas, pero la glucosa es la que nos la proporciona más rápidamente. Además, el cerebro no puede utilizar las grasas o las proteínas como fuente de enrgía, tan sólo la glucosa. Es pues necesaria. Pero todo es bueno en su justa medida y en las culturas del primer mundo se está abusando de ella. La obesidad y la diabetes aumentan en los países industrializados y son comunes los casos de desnutrición incluso entre los obesos (mucha comida pero pocos nutrientes)

Alimentos ricos en glucosa

Por qué consumimos demasiada glucosa

En los alimentos de sabor dulce, la glucosa suele ser abundante y fácilmente absorbible por nuestro sisema digestivo. En la naturaleza, los alimentos dulces no son demasiado habituales, por eso tenemos mecanismos que nos ayudan a detectar y desear ese sabor dulce: tenemos papilas gustativas especializadas en detectarlo, mecanismos neurológicos que nos indican que eso es bueno (la glucosa produce euforia) y sistemas hormonales que nos empujan a tener más hambre cuando hemos comido una gran cantidad (para aprovechar esa ineserada fuente fácil de glucosa, que debería ser poco habitual)

El problema es que no vivimos en un medio natural. La miel, el azúcar, las frutas o los cereales, alimentos todos ellos que en la naturaleza eran difíciles o peligrosos de conseguir, o que sólo se encuentraban en determinadas épocas del año, están ahora en nuestros supermercados.

La cultura industrializada nos empuja a consumir un exceso preocupante de glucosa: se da una preferencia alarmante a los alimentos refinados, el azúcar se utiliza como aditivo en una cantidad increíble de productos (dulces y salados) y el ritmo de vida nos empuja a dietas en las que tenemos poco control de los ingredientes utilizados (restaurantes, comidas precocinadas, alimentos que compramos hechos, como el pan o la pasta o las salsas…)

Nuestra preferencia por el dulce ya no es una ayuda a la supervivencia sino una amenaza.

Por qué es un problema

Evidentemente, la obesidad y la diabetes (dos enfermedades que en la mayoría de los casos se deben en gran parte al abuso de los alimentos ricos en glucosa) son un problema. Pero ¿estás pensando que tú no eres obeso ni diabético y que por lo tanto no es para ti un problema? Pues estás pensando mal. Estas dos enfermedades son sólo el extremos de un trastorno que puede tener muchos grados y que empiza a pasar factura mucho antes de que se diagnostiquen. Veamos un ejemplo en el que tal vez os sintáis reflejados, ya que es aplicable a mucha gente, y que nos servirá para explicar mejor por qué es un problema.
Leer el resto del artículo »

Crema Budwig: El desayuno de la Dra. Kousmine

La Dra. Kousmine, desaparecida hace ya mucho tiempo, fue una de las figuras clave de la terapia ortomolecular. Estudió a fondo las posibilidades de tratamiento natural en enfermedades degenerativas. Una de sus propuestas para una salud óptima es el desayuno llamado Crema Budwig.

Ingredientes
Crema Budwig de Kousmine

  • 3 cucharaditas de yogur desnatado o queso bajo en grasas (20%). También pueden utilizarse otros ingredientes, como cuajado de soja, kéfir o requesón.
  • 2 cucharaditas de aceite lino y/o germen de trigo y/o girasol.
  • Zumo de medio limón.
  • 2 cucharaditas de frutos secos o semillas oleaginosas, crudos y recién molidos (sésamo, lino, piñones, nueces, pipas calabaza o girasol, almendras, avellanas…)
  • 3 cucharaditas de uvas pasas, o bien medio plátano maduro chafado, o bien 2 higos secos, o bien 3 ciruelas pasas, o bien 1 cucharadita de café de azúcar integral o de miel.
  • 2 cucharaditas de cereales, crudos (avena, mijo, arroz integral, cebada, trigo, centeno o trigo sarraceno) Pueden usarse molidos al momento (con un molinillo eléctrico de los de café o con un molino para cereales) o bien enteros, pero entonces habrá que dejarlos en remojo desde la víspera.

Debéis tener en cuenta que una de las bases de la alimentación propuesta por la Dra. Kousmin era la calidad de los alimentos, es decir que este desayuno cuenta con que los ingredientes sean de la mejor calidad (biológicos, integrales y, en el caso de los aceites, además de primera prensión en frío)

Preparación

Emulsionar primero el aceite con el yogur desnatado (o la alternativa escogida), batiéndo la mezcla con un tenedor. Una vez obtenida la emulsión, añadir el resto de ingredientes.
La crema Budwig se acompaña con 100gr más o menos de fruta de temporada y con una taza de infusión.

Qué son los hidratos de carbono refinados

Cuando hablamos de hidratos de carbono refinados (HC refinados), nos referimos a aquellos alimentos que aportan una importante cantidad de hidratos de carbono que han sido sometidos a un proceso de “purificación” para eliminar la parte más rica en fibra. Son pues lo opuesto a los HC integrales.

A efectos prácticos, los HC refinados que nos encontramos en la alimentación cotidiana se encuentran en tres grandes grupos:

Terrón de azúcarAzúcar blanco (azúcar sin la melaza): Aparte del azúcar de mesa que podamos utilizar, éste se añade a infinidad de productos alimentarios procesados (dulces o salados, fijáos en los ingredientes).

espagueti_okCereales refinados (cereales sin la cáscara): Tal vez la mayoría de gente no consume una gran cantidad de cereal en sí (básicamente en el desayuno o en forma de arroz) pero pensad que a partir de éstos se hacen las harinas y éstas son un ingrediente muy habitual en la alimentación diaria (pan, pastas, rebozados, repostería y bollería)

zumosZumos de fruta filtrados (zumo sin la pulpa): aunque no se suele pensar en ellos (el término HC refinado se suele utilizar para los cereales y el azúcar sobretodo) si lo pensamos, los zumos que encontramos en el mercado suelen ser hidratos de carbono refinados, puesto que en la mayoría de casos son filtrados para eliminar la pulpa (que es donde se concentra la fibra de la fruta)

Un par de matices:
La distinción entre refinado e integral se utiliza sólo en aquellos alimentos de los que hay la versión refinada. Por ejemplo, a la verdura o las legumbres no se le saca la fibra, no tienen versiones refinadas, por lo tanto, aunque se le podría aplicar el término, no se dice que sea integral. Esto es importante tenerlo claro, porque sino puede parece que la única forma de consumir fibra es mediante alimentos etiquetados como integrales y eso no es cierto.

El refinamiento es un proceso que se lleva a cabo para eliminar una parte de algo y dejar la máxima cantidad de otra. En el caso de los hidratos de carbono, al refinar se elimina la fibra. Pero en otros contextos refinar querrá decir eliminar otra cosa (como en el caso del aceite)

Distingamos dos conceptos distintos: Cuando hablamos de alimentos “con químicos”, “industrializados” o “procesados” son referimos a que han pasado por un tratamiento a base de productos químicos o físicos que habrán perjudicado más o menos su composición natural (por ejemplo, el azúcar se refina con gas dióxido de azufre, el aceite se refina con ácido fosfórico e hidróxido de sodio), pero no es lo mismo: para refinar un zumo sólo hace falta un colador, podemos hacerlo en casa, no será lo que llamamos un alimento industrializado pero segurirá siendo refinado.

Zanahorias, moreno sano que favorece la piel, el pulmón y la vista

Aprovechando que los días de buen tiempo empiezan a ser habituales, voy a recordaros las virtudes de las zanahorias.

Como seguramente sabréis, este alimento favorece un moreno más rápido, bonito duradero y seguro. Esto ocurre porque contiene sustancias que el cuerpo necesita para generar la melanina que es el pigmento que oscurece la piel en verano para defenderla del sol. Atentos a ese matiz: el moreno es un mecanismo de defensa. La zanahoria potencia ese mecanismo y lo hace más bonito, pero no debemos forzarlo. La zanahoria no sustituye los protectores solares ni la moderación a la exposición solar. Llegar a adquiri un moreno muy intenso es tentar a la suerte.

zanahoria_2_ok

Pero ésta no es la única virtud de las zanahorias. Su punto fuerte es su gran cantidad de betacaroteno. El betacaroteno es un antioxidante de la familia de los carotenoides que el cuerpo puede, además, convertir en vitamina A:

  • Protege la vista: es especialmente efectiva en el caso de pérdida de visión nocturna o cuando uno se deslumbra con facilidad, en la degeneración macular y en la sequedad del ojo (xeroftalmo).
  • Protege la piel, retrasando su envejecimiento, protegiéndola del sol (favoreciendo un moreno más rápido, bonito duradero y seguro), mejorando los casos de acné, forúnculos y psoriasis y favoreciendo la cicatrización de heridas.
  • Protege de varios tipos de cáncer: pulmón, mama, colon, boca, útero y estómago.
  • Protege el sistema cardio-vascular.
  • Refuerza el sistema inmunológico en general. Además, cuando hay infecciones de garganta suaviza la irritación y cuando son pulmonares ayuda a la expulsión de la mucosidad

Además, la zanahoria tiene un alto contenido en pectina (una fibra) que favorece un buen ritmo intestinal, regulándolo tanto en caso de diarrea como de estreñimiento. Como además contiene un su aceite esencial con acción vermífuga es un remedio muy bueno contra los parásitos intestinales (sobretodo ascárides y oxiuros).

Ese alto contenido en fibra, ayuda también a controlar los niveles de colesterol.

Las zanahorias, aunque pueden encontrarse todo el año, maduran entre junio y diciembre y es entonces cuando son más sabrosas. Elegid las de mediano tamaño, larguiruchas, con la piel tersa e intacta y la carne dura, sin raicillas laterales.
Es mejor guardarlas separadas de manzanas, plátanos o melocotones, ya que el etileno que desprenden puede amargar su sabor.
Rasparlas es mejor que pelarlas. La cocción de la zanahoria ofrece ciertas ventajas: al ablandarse, se hace más fácil de digerir y el calor no echa a perder ni la fibra ni el beta-caroteno. En cambio, para aprovechar el efecto antiparasitario es mejor consumirla cruda y licuada.

Cómo se demuestra el peligro que suponen las vitaminas

¿vitaminas peligrosas?Siguiendo el hilo del artículo de ayer sobre la peligrosidad de las vitaminas, he encontrado un artículo interesante, y aunque os advierto que el tono es bastante conspiranoico y sensacionalista, contiene datos concretos sobre los estudios en que se basan estos ataques crónicos.

Por si os da alergia leerlo, aquí tenéis una selección de datos interesantes:

 

  • Estas noticias han sido promovidas por la Cochrane Collaboration, que se define como “una organización internacional, independiente y sin ánimo de lucro cuyo principal objetivo es asegurar que la información actualizada y rigurosa sobre los efectos de las intervenciones sanitarias se encuentra fácilmente disponible para todo el mundo.
  • Lo que presentó la Cochrane no eran estudios, sino un metaanálisis (una interpretación estadística de los datos obtenidos a partir de varios estudios ya existentes)
  • El mismo metaanálisis fue publicado dos veces y presentado como información nueva en ambas ocasiones. Concretamente, en 2007 y suscitó mucha polémica. En el 2008, tras admitir “ciertos errores“, se recompuso el metaanálisis y se volvió a divulgar, suscitando las mismas críticas.
  • Se tuvieron en cuenta 815 estudios sobre vitaminas para elaborar el metaanálisis, pero los autores tan sólo seleccionaron 68 de ellos para el del 2007, y 67 para el del 2008. Esta selección fue tendenciosa en varios aspectos. Por ejemplo, 47 de los estudios incluídos se ralizaron en personas con enfermedades graves y en el transcurso de los ensayos algunos murieron, a pesar de lo cual, de cara a realizar esas estadísticas, no se tuvo en cuenta la causa de la muerte, sólo el hecho de que habían muerto. Muchos de los participantes en esos estudios estaban siendo medicados con otros fármacos y suplementos, a pesar de lo cual no se tuvieron en cuenta las interacciones.
  • Los estudios no tenían coherencia en cuanto a las dosis, que oscilaban entre lo insignificante (y claramente inefectivo) y lo desproporcionado (y claramente tóxico). Por ejemplo: Vit. E entre 10 y 5.000 UI (la CDR es de 22), Vit. A entre 1.333 UI y 200.000 UI (resulta tóxica a partir de los 10.000). Los estudios duraban entre 28 días y 12 años.

Además de estos datos sobre la metodología, el artículo aporta una bastante larga reconstrucción de los intereses creados (de las relaciones entre invetigadores, organismos oficiales, empresas farmacéuticas, etc… a través de las subvenciones recibidas), pero me parecen muchos argumentos y expuestos de un modo demasiado sensacionalista, total para demostrar algo que se aplica a toda investigación (de cualquier postura): a saber, que investigar cuesta más dinero del que nadie va a dar sin que se espere nada a cambio. Esto es un conflicto premisa en un sistema capitalista y si Cochrane es más culpable que otros será por proclamarse una supuesta imparcialidad e idependecia que no se puede mantener en este sistema.